JUBILACIÓN DORADA

Vivir sin trabajar, las mejores islas en las que retirarse y disfrutar

Vivir sin trabajar es el sueño de más de uno. (Foto: Envato)
Vivir sin trabajar es el sueño de más de uno. (Foto: Envato)
No hace falta que le toque la Lotería pero conseguir un buen pellizco hará posible poder vivir sin tener que trabajar duro durante todo un año.
Muchos españoles juegan a la Lotería rezando que, en algún momento, de sus vidas les tocará. Una vez que a alguno resultó ganador, la pregunta está en qué hacer con la cantidad ganada. No siempre son miles de millones sino que se trata de saber qué hacer con la cantidad para mejorar o modificar nuestro estilo de vida. 

Muchos incluso optan por algún cambio radical como puede ser: dejar el trabajo. Es por ello que, aquellos que busquen experiencias increíbles y únicas están de enhorabuena. La Web especializada en vacaciones International Living ha publicado un informe en el que plantea a los usuarios una divertida cuestión. 

¿Por qué no renuncias a tu empleo y te mudas a una isla lo suficientemente barata como para no tener que trabajar?” Según este portal, hay lugares que pueden convertirse en vacaciones permanentes. 

“La idea de una escapada a una isla viene envuelta en romance y aventura, pero la gente suele catalogarla de fantasía, ya que creen que es algo que solo los ricos pueden lograr”, indicó a Forbes Jennifer Steven, redactora jefe de International Living. Sin embargo, afirma que “existen todo tipo de islas con una buena relación calidad-precio repartidas por el mundo”.

A la hora de planificar este cambio de vida, hay que conocer el coste que habrá que afrontar. Según Steven, el gasto de una persona será de un cuarto a un tercio menor que el de una pareja. La especialista animó a recordar que la vida en una isla puede ser “mucho más asequible de lo que realmente crees”. De hecho, aunque resulte lejano, hay lugares de Asia que pueden convertirse en hogares de bajo coste. 

La primera propuesta que ha compartido Steven es Phu Quoc, la isla más grande e “íntima” de Vietnam. Con una población de menos de 100.000 habitantes, tiene una superficie que equivale a la ciudad de Chicago. A diferencia de las grandes metrópolis, la mitad de Phu Quoc está constituida por parques y reservas protegidas.

Por ejemplo, “una comida para dos en la mayoría de los restaurantes locales, que incluye varios platos de pescado, camarones, cangrejos, calamares, acompañamientos y bebidas, no superará los 30 dólares (algo menos de 25 euros)”, explican.

La segunda sugerencia es también la segunda isla más grande de Tailandia, Koh Samui. Considerada por muchos un paraíso de la relajación, puede que sea el sitio ideal para olvidarte de todo el estrés laboral que hayas experimentado hasta el momento. Es muy famosa por sus playas, selvas y cascadas. 

A menos de trece kilómetros de Cancún está Isla Mujeres, en México. Esta isla es famosa por sus carritos de golf, el medio de transporte que habitualmente utilizan sus habitantes para desplazarse.“Ya no es una joya escondida, sino que se ha convertido en un destino donde se puede disfrutar de una jubilación asequible”, escriben. 

También destaca Roatán (Honduras). Paraíso de buceadores, esta isla es popular por sus playas de arena blanca, calas rocosas, coloridos pueblos de pescadores y un interior montañoso y selvático. El precio para vivir allí es como en Isla Mujeres, 2.000 dólares mensuales (1.600 euros).

Y España también se cuela en esta lista con Mallorca. Este lugar, que necesita poca presentación, es introducido por Internacional Living de la siguiente forma: “Allí encontrarás ruinas romanas, lo que avala su importancia en ese imperio”. 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS