Celebrar Halloween por todo el mundo. (Foto: Envato)

Fiesta de Halloween, un encuentro más allá de Estados Unidos

Compartir en:
Se acerca Halloween. Aunque es una tradición típicamente estadounidense, algunos pueblos celtas como son Irlanda, Inglaterra, Escocia y Francia celebraban a finales de octubre una ceremonia para recibir el nuevo año. 

Irlanda es la reina del Halloween. Todo empezó aquí hace más de 2.000 años. De hecho, esta tradición fue llevada por los emigrantes irlandeses a EEUU. Por todo el país tienen lugar numerosos acontecimientos y experiencias terroríficas.

s el mejor momento para descubrir el Dublín encantado, que donde se pueden recorrer alguno de sus seis castillos. Es el caso del Castillo de Malahide, que según cuenta la historia está considerado un lugar hechizado por la supuesta presencia de cinco fantasmas. 

México también celebra esta festividad. Todo el país se vuelca con sus muertos que, según la tradición, vuelven a la tierra durante tres días. Las calaveras toman las calles mexicanas y los vivos celebran la vida en nombre de los que ya no están. Es tal la relevancia de esta fiesta, que ha sido declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO en 2003. 

Nueva York es uno de los lugares del mundo donde se vive más intensamente Halloween. Aunque la noche principal es la del 31 de octubre, la ciudad se impregna de esta magia durante todo este mes. Es aconsejable pasear por los barrios residenciales donde te encontrarás con numerosas casas adornadas por fuera con esqueletos, calabazas, telarañas…

En Edimburgo también se celebra por todo lo alto. El 31 de octubre es “Samhuinn”, el momento en el que la ciudad se llena de hogueras, disfraces y magia. Pocos lugares como este para vivir a tope la noche preferida de los espíritus y fantasmas. 


las calles del centro de la Old Town, toda la zona se convierte en escenarios improvisados con la música y las antorchas son grandes protagonistas. 

En París cuentan con numerosos lugares que atemorizan. Se pueden visitar las famosas catacumbas que se encuentran en el subsuelo parisino, un auténtico laberinto de galerías llenas de huesos, que si suena terrorífico en cualquier momento del año, imagínate en estas fechas. Y si te ha sabido a poco, puedes completar tu viaje a París con un paseo por el misterioso y espectacular cementerio de Père-Lachais, donde reposan los restos de grandes celebridades.

Rumanía tampoco podía faltar. En Transilvania se encuentra el castillo de Bran, ligado a la leyenda de Drácula. Ubicado a unas 3 horas y media de Bucarest, se trata de una de las regiones más mágicas del mundo.

Además de joyas arquitectónicas y pueblitos con encanto, te hay una gran naturaleza de montañas y bosques. También se puede apuntar a la noche de Halloween en un tour nocturno por el castillo de Bran, vale 20 euros, o incluso cenar entre vampiros, 90 euros. 
Compartir en: