GOLPE DE ALTURA

Catar, una orgía de rascacielos, lujo y extravagancias

En Doha hay más rascacielos que en Los Ángeles. (Foto: J. A. Ruiz)
En Doha hay más rascacielos que en Los Ángeles. (Foto: J. A. Ruiz)
En pocos lugares del planeta se puede ver tanto lujo, tantos rascacielos y a veces tanta extravagancia como en los países del Golfo Pérsico. Los cataríes tienen dinero y se nota.
Actualmente, en pocos lugares del planeta se puede ver tanto lujo, tantos rascacielos y a veces tanta extravagancia como en los países del Golfo Pérsico. Hoy os traigo el país con el PIB (PPA) per cápita más alto del mundo según el FMI en 2015: Catar.

Este índice, el Producto Interno Bruto a Valores de Poder Adquisitivo per cápita, mide esencialmente la riqueza de su población. En otras palabras, que los cataríes son las personas con más pasta en el bolsillo de todo el globo terráqueo. Este país, así como sus vecinos, han renacido y crecido exponencialmente al amparo del petróleo y no creáis que estáis tan lejos de pisarlo si os gusta viajar. No porque os lo propongáis como destino sino porque es posible que, de camino a Asia u otros lugares, hagáis una escala allí y tengáis la oportunidad de visitarlo.



Dejamos entonces los tambores y la lacra de la esclavitud de Senegal y, sin más demora, nos adentrarnos en este país árabe de la península arábiga bañado por las aguas del Golfo y colindante con Arabia Saudí. ¡Adelante! Qatar (hoy en día Catar según la RAE), es siempre (bueno, desde hace unos años) un golpe visual de altura.



Allí, en medio del desierto más árido, en su capital Doha, se encuentra una de las concentraciones de rascacielos más grande del mundo (tiene más que Los Ángeles) y de menor edad. Todos ellos contrastando con mezquitas, lujosos centros comerciales y mucha, pero que mucha arena y mar, mucho mar. Los cataríes tienen dinero y se nota.



Los hombres, por su lado, visten sus túnicas blancas (o thobe) de un blanco nuclear que dejan, de vez en cuando, entrever exclusivos relojes y zapatos para muy pocas carteras. Muchas mujeres, por el suyo, y tapadas o no, llevan prendas y bolsos al alcance de muy pocas.



No os sintáis mal porque allí, todo aquel que no es local, es algo así como un ciudadano de segunda división. Pero ojo, que también los hay de segunda B y tercera regional así que, en la segunda, estáis bien posicionados. Algunos estaréis pensando: “ya, ya, como los de Dubai (Emiratos Árabes Unidos) o por ahí…”.



Bueno algo parecido pero con la diferencia de que estos tienen muchos más billeticos morados. ¿Por qué? ¡Porque son muy pocos para repartirse el dinero! Aparte de todo el lujo y de expatriados poniendo sus conocimientos al servicio del oro negro, hay diversos lugares para visitar que bien merecen la pena.

Por ejemplo, el Souq Waqif (el zoco principal de Doha) con sus callejuelas, sus plazas y teterías. Es bastante moderno, no nos vamos a engañar, pero es muy agradable especialmente de noche. También tiene un buen surtido de restaurantes de lujo y numerosas tiendas en las que comprar souvenirs de esta particular nación.

Por otro lado, un paseo por el Al-Corniche os dará cientos de oportunidades de hacer fotos y absorber lo impactante del “skyline” de la capital. Es digno de ver.



¿Y el desierto? Una maravilla. Nosotros (mi hermana Lara y yo) nos fuimos al sur del país con un 4×4 y un conductor experimentado a hacer el cabra por las dunas.

Es increíble (como también lo es ver los pozos petrolíferos por el camino). Duna “parriba”, duna “pabajo”… campamentos para tomarte tu té o darte un paseo en camello con el mar delante… lugares desde los que puedes ver Arabia Saudí en la lejanía… Es toda una experiencia y muy recomendable.



No dejéis pasar la oportunidad, si viajáis con Qatar Airways, de quedaros un par de días si disponéis de ellos porque os dará un contraste interesante con el lugar al que vayáis como destino final y, por regla general, no te cobrarán más en la aerolínea por quedarte.



¡Y atención a estos aviones que son de lo mejorcito que surca nuestros cielos hoy en día! A mí personalmente me encantan estos países del Golfo Pérsico (y los árabes en general). Hasta este momento os he escrito sobre algunos otros como Kuwait, Irak, Omán, Yemen y su genial Socotra, Irán… ¡No os los perdáis! que la mayoría de ellos son realmente únicos.
 
 
Si te gusta lo que lees, ¡Compártelo!

 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS